Gabriel Boric asume la presidencia con una agenda verde

Gabriel Boric asume la presidencia con una agenda verde

El 11 de marzo de 2022, Gabriel Boric asumió como presidente de Chile para el período 2022-2026, tras una ceremonia llevada a cabo en el Congreso Nacional de la ciudad de Valparaíso.

Incluso desde antes de que Boric superara en votos a José Antonio Cast en la segunda vuelta electoral aquel 19 de diciembre de 2021, él y su candidatura se encuentran bajo el ojo de la opinión pública.

Esto se debe, en primer lugar, a que el político de izquierda rompió dos récords para la historia de Chile: el de obtener el mayor número de votos para un candidato presidencial, y el de ser el presidente más joven.

Sumado a esto, durante su campaña, Boric presentó un programa de gobierno con 53 medidas prioritarias. Estas se centran en cuatro perspectivas: feminismo, transición ecológica justa, descentralización y garantía del trabajo decente.

Bajo este marco, Marcelo A. Corti, Director Ejecutivo del Centro de Desarrollo Sustentable GEO, opina que “Cuando ganó la elección ya dijimos algo. Es un momento histórico, los intereses del ambiente empiezan a estar representados”.

Teniendo en cuenta los cuatro pilares clave mencionados Boric definió sus objetivos, realizó promesas y conformó su gabinete. El mismo está compuesto por 14 mujeres y 10 hombres, y el promedio total de edad es de 49 años. A finales de enero de este año el flamante presidente de Chile manifestó que “Estamos seguros que la riqueza de Chile radica justamente en la diversidad de su gente (…). Van a venir momentos difíciles de alta exposición y arduo trabajo, y será en esos momentos cuando más debemos actuar en equipo”.

También, dejó en claro que el ambiente es para él un tema central. De hecho, en su discurso de aceptación en la noche electoral de diciembre expuso que “El cambio climático, queridos compatriotas, no es una invención”. Además, reflexionó que “No podemos mirar hacia otro lado cuando nuestros agricultores y campesinos, cuando localidades enteras se ven privadas de agua o cuando se destruyen ecosistemas únicos”.

Algunas de sus propuestas con respecto al ambiente son: lograr la descarbonización para el 2025, proteger y recuperar la biodiversidad, establecer un royalty minero, firmar el Acuerdo de Escazú, garantizar el derecho al agua por medio de la implementación de la Política Nacional de Seguridad Hídrica, crear un Fondo Soberano de Adaptación al Cambio Climático, y profundizar la Estrategia Nacional de Hidrógeno Verde.

Otro de sus objetivos radica en hacer una transición a un nuevo modelo de desarrollo que dependa menos de la exportación de recursos naturales. Esto resulta interesante si tenemos en cuenta que Chile es el mayor productor de cobre a nivel mundial, y el segundo principal de litio.

Tras su elección y asunción múltiples políticos y líderes de opinión han realizado comentarios con respecto a su agenda ambiental e inclusiva. En ese sentido, Yolanda Díaz, vicepresidenta segunda del Gobierno español, destacó en su cuenta de Twitter que “Esta es una era llena de esperanza para la defensa de la sociedad, los jóvenes, un futuro verde y la igualdad”.

Corti reflexiona que “Ahora, tiene el desafío de cumplir lo que prometió y de liderar un proceso de transformación en América Latina”.