Henkel Argentina anunció la asignación de 14 proyectos de voluntariado corporativo en 2017

Henkel Argentina anunció la asignación de 14 proyectos de voluntariado corporativo en 2017

04/12/2017

Henkel considera que su responsabilidad con la sociedad va más allá de sus actividades directas como empresa. El compromiso social, a lo largo de sus 141 años de historia, está firmemente integrado en los valores corporativos de la compañía, así como en su estrategia de sustentabilidad. Este compromiso se fundamenta en la convicción de que las soluciones que se buscan de manera conjunta benefician a todos los involucrados.

 

A través de la Iniciativa MIT (siglas que en inglés indican “Ten un Impacto en el Mañana”), Henkel se propone como objetivo el acompañar la participación de sus empleados y jubilados en actividades de voluntariado social, que comprenden proyectos sociales, científicos, culturales, deportivos, ambientales, recreativos y de salud, con mayor énfasis en los niños.

 

En la semana del Día Internacional de los Voluntarios, Henkel anunció la aprobación de 14 proyectos en Argentina, que beneficiarán en forma directa a alrededor de 19.300 personas. Estas iniciativas fueron planeadas y presentadas por colaboradores de la empresa.

 

Trabajo inclusivo

 

Una de las instituciones beneficiadas por esta iniciativa -al igual que en ediciones anteriores- es ATIADIM (Asociación de Terapia Integral y Asistencia para el Discapacitado Mental). Se trata de un Hogar y Centro de Día para adolescentes con capacidades diferentes de Chivilcoy, que desarrolló un Taller Protegido de Trabajo que permite a los jóvenes ingresar al ámbito laboral y obtener conocimientos adicionales.

 

Gracias al aporte de Henkel se realizará la adecuación del baño de la institución, creando un acceso para silla de ruedas especiales, además de la compra de maquinarias y equipos para la utilización en el taller de carpintería. “Con la ayuda que nos brindó Henkel logramos generar las condiciones de trabajo necesarias para poder operar y alcanzar los objetivos que nos habíamos propuesto, como fabricar productos de mayor porte entre los que se encuentran cestos de residuos y composteras”, indicó Gustavo Martínez, integrante de la comisión directiva de ATIADIM.

 

Cristian Cerella, colaborador de Henkel Argentina y voluntario del proyecto de ATIADIM, reafirma la satisfacción que genera gestionar este tipo de proyectos: “Participar de la iniciativa MIT me reconforta en dos sentidos; por un lado, el saber que trabajo en una compañía que se preocupa por la comunidad en la que actúa es maravilloso y por otro lado el poder acompañar a ATIADIM en su crecimiento y generar un vínculo tan cercano con los chicos es más que reconfortante”.

 

Apoyo a jóvenes vulnerables

 

Otra de las 14 instituciones beneficiadas este año es La Casona de los Barriletes, una asociación que desde hace 20 años brinda soluciones al alojamiento y protección integral de niños y jóvenes en situación de vulnerabilidad psico-social en el ámbito de Capital Federal.

 

Con el objetivo de contribuir a mejorar la calidad de vida de los jóvenes que se alojan en “La Casona de los barriletes”, Henkel financiará la compra de mobiliario para el equipamiento de los cuartos. “Nos llena de felicidad el saber que los chicos podrán vivir en instalaciones de primera calidad, en donde se sientan cómodos”, señaló Leonardo Petris, co-fundador de la institución.

 

Hace más de 4 años Fabián Scopa, Gerente de Ventas de Adhesivos Generales de Henkel Argentina y voluntario del proyecto, se acercó al barrio de Liniers para conocer la realidad de esta institución. “El vínculo que se generó con Fabián es muy lindo, nos visita seguido, nos mantiene al tanto de las posibilidades de presentación de nuevos proyectos. Fabián es una persona muy apreciada por la comisión directiva de “La Casona” por su calidad humana, su simpatía y su forma de ser”, cuenta Petris dejando en evidencia el doble beneficio que generan estas iniciativas. La institución que recibe el aporte material no es la única beneficiada, sino que en la mayoría de los casos se genera un lazo significativo entre la institución y el voluntario. “Me hace muy feliz poder colaborar con una institución como “La Casona de los Barriletes” y el que la compañía en la que trabajo se involucre de esta manera hace que la felicidad sea doble”, sostiene Scopa quien además dedica buena parte de su tiempo libre a la narración de cuentos en hospitales, geriátricos y escuelas desde hace 7 años.

Aún sin comentarios

Sumá el tuyo

 

 

Cuidamos tus datos!Tu email no se publicará ni compartiremos tus datos con terceros.